Animal Gourmet
PostRecetas

Receta de dátiles envueltos en tocino

Los dátiles envueltos en tocino podrán perder en un concurso de belleza, pero definitivamente desaparecerán del buffet en segundos.

Esta combinación de lo dulce de los dátiles con lo salado del tocino y el cremoso queso en el medio es irresistible. Aquí puedes encontrar como hacerlos, ¿cuál es el secreto?

El tocino

En esta receta puedes usar cualquier tipo de tocino, pero te recomendamos usar el regular. Encuentra tocino que no sea demasiado gordo ni demasiado delgado. Esto le da el toque correcto a la receta, ya que puedes disfrutar de la mejor cantidad de tocino sin que se sienta como un exceso. Es imposible equivocarte con esta entrada, elige el tocino que tengas en el refrigerador o el que te guste más.

Los dátiles

Tienes que encontrar dátiles que sean del tamaño de tu pulgar. Esta fruta es un poco más difícil de elegir puesto a que solo puedes confiar de lo que ves a través del paquete. Elige los que se vean gordos y suaves no flacos y secos. Tienes que partir los dátiles a la mitad, les quitas las semillas y preparas un agujero perfecto para el queso.

Nota: si no te gustan los dátiles, puedes preparar esta receta con higos. Son una alternativa que resulta divertida e igual de deliciosa.

Encuentra los dátiles que se vean frescos, suaves y gordos
Encuentra los dátiles que se vean frescos, suaves y gordos

El queso

Para este platillo puedes usar cualquier tipo de queso que prefieras, pero te recomendamos el queso de cabra. Su cremosidad una vez horneado añade una textura y un sabor que complementan la receta. La ligera acidez añade el toque perfecto. El queso azul también añade un sabor increíble a la receta. Puedes usar Asiago, Cheddar o Gouda, dependiendo que que prefieras.

En caso de que ninguno de tus invitados sean alérgicos a las nueces, añade una o dos almendras junto con el queso. Las almendras ahumadas son particularmente fantásticas en esta receta.

Junta los ingredientes

Preparar esta receta es el equivalente a la versión adulta de jugar con tu comida. Rellena los dátiles, envuélvelos en tocino, clava un palillo y repite hasta que se te acaben los ingredientes. Puedes prepararlos el día antes de que los hornees, solo necesitas cubrirlos y mantenerlos refrigerados. Para asegurarte de que el tocino tenga la textura ideal, ponlos de un lado y voltéalos cuando se estén horneando. Los puedes colocar en una hoja para hornear por unos minutos para asegurarte de que no queden muy grasientos. Después de este paso los puedes colocar en un plato listos para servirse.

Esta receta es perfecta para una reunión pequeña, pero puedes agrandar la receta para reuniones más grandes. Te aseguramos que se terminarán en un segundo.

Proceso de preparación
Proceso de preparación

Receta

Ingredientes

  • 20 o 24 dátiles (450 gramos)
  • 100 gramos del queso de tu elección (recomendamos queso azul y queso de cabra)
  • de 340 a 450 gramos de tocino
  • 20 a 24 almendras (opcional)

Necesitas

  • hojas para hornear
  • Forro para hornear de pergamino o antiadherente
  • cuchillo de cocina
  • cuchara sopera
  • palillos
  • toallas de papel

Preparación

  1. Calienta el horno a 205 grados centígrados (400 farenheit). Prepara el papel para hornear y ponlo a parte.
  2. Corta los dátiles. Usa el cuchillo de cocina y abre con tus pulgares cuidadosamente el dátil. Remueve las semillas si todavía están adentro.
  3. Rellena el dátil con queso. Usa la cuchara para rellenar cada dátil con el queso. si gustas, añade las almendras y cierra el dátil.
  4. Envuelve los dátiles con tocino. Corta el tocino a la mitad y envuelve los dátiles, recuerda asegurarlo con un palillo.
  5. Acomoda los dátiles en la hoja para hornear. Separarlos y acomoda cada dátil de lado (lo voltearás a la mitad del proceso de horneado).
  6. Hornea por 15 minutos. Después de que voltees los dátiles, hornea por otros 15-20 minutos.
  7. Después de los 15-20 minutos, revisa los dátiles y termina de hornear cuando el tocino tenga la consistencia que prefieras.
  8. Transfiere los dátiles a otra hoja de hornear. Esto funciona en caso de que tengan mucha grasa.
  9. Sirve la entrada cuando todavía estén calientes o a temperatura ambiente.

Ahora que sabes esta deliciosa receta, que combina dulce con agrio y salado, prepáralo en fiestas o reuniones. Haz que todos tus invitados disfruten de esta entrada, la cual puedes preparar un día antes, recuerda que también puedes doblar o triplicar la receta de acuerdo a cuanto necesites.

Deja tu comentario: