Animal Gourmet
Menú del díaTips

Seis remedios para aliviar las manos enchiladas

Por Animal Gourmet

Recomendación: ten aceite, jabón de platos y bicarbonato de sodio cerca.Recomendación: ten aceite, jabón de platos y bicarbonato de sodio cerca.

Todos hemos experimentado el infierno en las manos después de hacer una salsa bien picosa (¡pobre de aquel que se haya enchilado los ojos o las fosas nasales por mero descuido!) La recomendación es simple: no toques, por ningún motivo, tu rostro, porque los aceites del chile y la capsaicina (la sustancia responsable de su picor) te harán pasar un muy mal rato.

Lo correcto es que antes de interactuar con cualquier chile utilices guantes de plástico para evitar accidentes que te hagan llorar, pero hay que aceptarlo: ¿quién usa guantes para hacer una fantástica salsita?

Si eres de los que corre el riesgo y lo lamenta en vez de prevenir te compartimos algunos remedios para aliviar las manos enchiladas.

Aceite

El aceite ayuda a disolver los aceites del chile, incluso untarte unas gotitas de aceite vegetal o de oliva en las manos antes de picar chiles crea una capa protectora para evitar enchilarte desde un inicio.

Jabón de platos

El jabón de platos es más eficaz para disolver los aceites del chile que el jabón para manos. Después de cortar o tocar algún chile es recomendable lavarse las manos con este tipo de jabón.

Alcohol

Los aceites del chile y la capsaicina son más solubles en alcohol que en agua, por esta razón un buen enjuague de manos en alcohol -incluso en bebidas alcohólicas como el vodka- puede ayudar a removerlos de la piel.

Leche entera o yogur

La teoría de de beber leche después de comer un chile de picor potente para tranquilizar el ardor es cierta. La razón es que los aceites del chile también son más solubles en grasas y aceites que en agua. Algunos continúan considerando el uso de la leche como una leyenda urbana, mientras que otros la ven como la mejor solución; no te preocupes, nada pierdes con sumergir las manos en leche o yogur hasta que la sensación de ardor se detenga.

Cloro

Ocasionalmente mientras trabajas con los chiles puedes sumergir los dedos en una solución de agua con unas cuantas gotas de cloro. El cloro convierte la  capsaicina en una sal soluble en agua que luego podrás enjuagar fácilmente evitando el sufrimiento de enchilarte.

Pasta de bicarbonato de sodio

Este método es más lento pero igual de efectivo. Con bicarbonato de sodio y agua haz una pasta y embárrala en tus manos como si fuera una mascarilla. Mantén las manos cubiertas hasta que la pasta seque y posteriormente enjuaga para eliminar el ardor.

Deja tu comentario: