¿Cuál es la diferencia entre una cerveza stout y una porter?
Animal Gourmet

Los chiles en nogada y la cocina del mes patrio

Ir al especial

El Beer Judge Certification Program (BJCP) define de forma general a una Stout como “una cerveza muy oscura, tostada, amarga y cremosa” mientras que de la Porter dice “una cerveza oscura sustanciosa y maltosa con un toque tostado”.

Pero como no nos quedó muy claro mejor nos fuimos a investigar en el maravilloso mundo del internet para ver si encontrábamos darle respuesta a esta incógnita que nos tiene en ascuas.

Descubrimos que la diferencia entre estos dos estilos de cerveza depende de varios factores, desde su origen, sus ingredientes, entre otros. O SEA, casi-casi nos quedamos en las mismas.

Mejor te compartimos la info para que saques tus propias conclusiones.

Geográficamente hablando…

La distinción entre los dos estilos es relativamente simple geográficamente hablando: el Porter es originario de Londres, mientras que el Stout nació en Irlanda. Se conoce que la Porter se hizo famosa en Londres después de que los cerveceros descubrieron que las maltas oscuras ayudaban a contrarrestar el alto contenido mineral del agua local. Y es justo lo que sucedió en Irlanda con la Stout.

A ver, mejor hablemos del cuerpo

Generalmente las Porters son más ligeras en cuerpo y alcohol que las Stouts, como más chocolatosas derivado de la cebada malteada súper tostada. Las Stouts tienden a ser más pesadas de cuerpo y se centran más en el café y los sabores tostados.

La diferencia entre Stout y Porter es difícil de definir, en gran parte por todas las variaciones que pueden tener. Muchas cervecerías están produciendo Stouts y Porters que no son necesariamente fieles al estilo. Esto se debe a la gran variedad de colores de las maltas disponibles a los que los cerveceros tienen acceso y que les permite experimentar y ampliar en gran medida los sabores y colores de sus Stouts y Porters.

¿Y si lo vemos por el lado de la malta?

Las Stouts y las Porters nacieron siendo la misma cerveza, por lo que no es sorprendente que la línea entre los dos estilos sea tan borrosa. Una manera de distinguir la diferencia de los dos estilos es por la presencia de malta tostada que crea los sabores predominantes de café. Básicamente, una cerveza Stout tiene maltas tostadas y sabores asociados, mientras que una Porter no.

¿Conclusión?

Pues ahí lo tienen: la diferencia entre una Stout y Porter es… AMBIGUA. No sabemos con claridad pero está abierta a la interpretación. Lo que sí es seguro es que estos estilos de cerveza son cada vez más difíciles de distinguir ya que las cervecerías experimentan con diferentes variedades de malta.

Un cervecero una vez dijo, “en muchos casos la única diferencia entre una Stout y una Porter es el nombre en la etiqueta. Si una cerveza es oscura y tostada, un cervecero puede llamarla como quiera sin ser incorrecto”.

¿Tú qué opinas?

*Este texto es original de La Buena Cheve, un blog especializado en cerveza. Consulta aquí este y otros contenidos.