Cafetera regular, prensa francesa o Chemex: ¿cuál te conviene para tu café de la mañana? – Animal Gourmet
Animal Gourmet

Los chiles en nogada y la cocina del mes patrio

Ir al especial
Menú del díaTips

Cafetera regular, prensa francesa o Chemex: ¿cuál te conviene para tu café de la mañana?

Por Animal Gourmet

Hay algunas reglas no escritas que los puristas del café han traído a nuestro día a día, como no endulzarlo o no cortarlo con leche o crema, pero en realidad estas reglas no están escritas en piedra. Cuando tomamos o comemos cualquier alimento no importa romper reglas mientras se cumpla la más importante: que a ti te guste y disfrutes su sabor.

Algunas recomendaciones para comenzar a buscar tu café ideal son poner atención en el tostado de los granos y tener el molido correcto para el método de extracción que elijas. 

¿Aún no sabes qué método te conviene para preparar tu café de la mañana? Además del sabor y la textura, también es recomendable pensar en tu estilo de vida. ¿Tus mañanas son apuradas?, ¿tranquilas? Te ayudamos a escoger.

Cafeteras de filtro de papel

Podríamos decir que esta es la opción básica, ya que cumple dos requisitos: es barata y fácil de conseguir. Las puedes encontrar hasta en el súper con un costo desde 200 pesos y hasta algunos miles. Los filtros de papel también son económicos, su precio ronda los 50 pesos (o menos) con 200 piezas.

Con esta cafetera vas a obtener un café americano sin muchos matices, nada sofisticado, pero sí muy práctico. Será suficiente para despertar y el resultado del sabor no será nada despreciable.

Al tener un filtro de papel, como en todos los métodos que utilizan este sistema, tu café saldrá más “limpio”, es decir, vas a tener un líquido sin tantos residuos ni sedimentos.

En cuanto a la decisión de agregar azúcar o leche dependerá completamente del tostado y el molido del café, pero sin ningún problema podrás beberlo acompañado de ambos y el sabor seguirá siendo bueno. El molido del café ideal en este método es medio.

Una de las ventajas de estas cafeteras es que en algunas puedes programar la hora para que comience su filtrado en automático con solo apretar un botón.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Mondial España (@mondialesp) el

Prensa Francesa

Si quieres verte un poco más sofisticado, una prensa francesa puede ser la solución. El precio también varía entre marcas, pero puedes encontrar hasta por 400 pesos. Con la prensa, el mayor cuidado que deberás tener es el vaso  de vidrio, ya que si se rompe difícilmente vas a encontrar un repuesto, así que probablemente tendrás que comprar una nueva.

En esta opción no es necesario ningún filtro, ya que el émbolo cumple la función de atrapar el café molido. A pesar de que la rejilla del émbolo es fina, en este método los residuos más pequeños del café seguro van a traspasarla, así que tu cafecito quedará más fuerte de sabor por sus sedimentos.

La prensa francesa es ideal si te gusta cortar tu café con leche o crema o tal vez endulzarlo, porque su sabor es muy concentrado, también si te gustan los sabores fuertes.

Hablando de detalles, uno que deberás tener es en el molido. Por nada del mundo prepares una prensa francesa con molido fino, ya que tendrá una sobreextracción; lo ideal será tener un grano de café en molido grueso. Para tener una extracción perfecta te recomendamos bajar el émbolo 4 minutos después de haber colocado el agua.

Una de las ventajas de este método es que no utiliza filtros adicionales, así que tu gasto será solamente la prensa y el café.

Chemex

Este método fue creado por un químico alemán, de ahí que su diseño sea parecido a un matraz

En cuanto al costo, no es precisamente barato. La Chemex tiene un costo de alrededor de 800 pesos y los filtros alrededor de 250 pesos con cien piezas.

El resultado de este método es muy limpio. El filtro es el secreto, ya que al ser grueso atrapa todos los sedimentos que los métodos anteriores no. En algunas tiendas podrás encontrar filtros de bambú, lo que le dará un sabor completamente diferente a tu café.

El color del líquido será en tonos ámbar; difícilmente tendrás tonos café oscuro por la limpieza que deja el filtro. En este método no es recomendable agregar leche, porque al estar tan puro tu café podría matar el sabor, lo mismo con azúcar.

El molido de este método debe ser más fino que el de una prensa francesa pero no tan delgado como arena, ya que si queda tan fino puede causar que no haya espacio para que el agua se filtre y por lo tanto no haya extracción.

Ya que vas a comenzar a vaciar el agua caliente, lo ideal para el tiempo de vertido será entre 3 y 5 minutos.