Tras el ‘boom’, aún se consume más mezcal fuera de México – Animal Gourmet
Animal Gourmet

Los chiles en nogada y la cocina del mes patrio

Ir al especial

El mercado de mezcal en nuestro país ha crecido a pasos agigantados. De acuerdo con el reporte del Consejo Regulador del Mezcal (CRM), en tres años la producción del destilado aumentó 48% pasando de 980 mil 375 litros en 2011 a 1 millón 451 mil 718 en 2014.

De acuerdo con el reporte anual del organismo, publicado en junio de 2015, en 2013 la producción de mezcal registró su punto más alto con 2 millones 519 mil 568 litros. El aumento, señala el documento, se debió a que los productores decidieron sobreproducir y almacenar ante un posible encarecimiento del agave, materia prima del destilado.

En ese mismo periodo, el envasado de mezcal para su comercialización en México pasó de 270 mil 426 litros en 2011, a 924 mil 686 en 2014, lo que representa un incremento del 242% en los tres años, mismos que se reflejan en una mayor demanda.

Sin embargo, a pesar del crecimiento sostenido en el mercado nacional, el consumo de mezcal es mayor fuera de México. Prueba de ello es la cantidad de litros embotellados del destilado que pasó de 647 mil 989 a 1 millón 157 mil 420 en tres años. Así, en 2011, de los 918 mil 415 litros de mezcal envasados sólo el 29.44% estaba destinado para consumo nacional y en 2012 —del 1 millón 085 mil 817 litros envasados— tres de cada 10 botellas se destinaron al mercado mexicano.

El ‘boom’ en el consumo de mezcal en México llegó en 2013 cuando se destinó el 46.66% de 1 millón 714 mil 319 de litros envasados para el mercado nacional. En 2014, por cada 100 litros envasados del destilado, 56 fueron exportados —de 2 millones 082 mil 106 registrados por el CRM en el año—. En comparación, los litros de mezcal embotellados para su exportación superan al destinado para consumo nacional, de acuerdo con el registro histórico:

Sin cifras específicas, el informe del CRM señala que el mezcal se exportó a 42 países durante 2014, siendo Estados Unidos el principal mercado del espirituoso —donde su precio es superior a los 23 dólares por litro—, seguido por Chile, España, Australia, Inglaterra. La lista la completan Perú, Francia, Alemania, Canadá y Suecia. Cabe la pena mencionar que en Perú y Suecia, no se cuenta con un registro de protección a la Denominación de Origen del Mezcal.

En este sentido, la presencia de marcas del destilado aumentó en ese mismo lapso 78.8%, pasando de 68 en 2011 a 116 en 2014.

Oaxaca, el rey del mezcal

Establecida en 1994 bajo la norma oficial NOM-070-SCFI-1994, la Denominación de Origen del Mezcal contempla la elaboración del destilado de agave únicamente en ocho entidades del país: Oaxaca, Guerrero, Durango, San Luis Potosí, Zacatecas, Guanajuato, Tamaulipas y Michoacán. Este último estado es el más reciente en recibirla, en 2012 mediante la modificación de la misma norma.

Como en años anteriores, Oaxaca encabezó la producción de mezcal con un 93.7% del total nacional en 2014. El resto de los estados con la D.O. no alcanzaron el 0.9% de la producción, salvo Zacatecas que participó con el 4.4% con mezcal tipo 80/20 —elaborado con un 80% de azúcares provenientes del agave y el 20% restante, con otro tipo de azúcares—.

De acuerdo con la especie de agave utilizada en su elaboración, el 77.4% de los litros producidos se destilaron de Espadín (Agave angustifolia), 3.7% del Tequilana, 2.9% del Madrecuixe (Agave karwinskii), 2.7% de Tobalá (Agave potatorum), 1.4% de Papalote (Agave cupreata) y 0.7% Tepextate (Agave marmorata). Otras especies participaron con el 2.8% y los ensambles (mezcla de dos o más agaves) representaron el 8.4% de la producción.

Si bien Oaxaca es el principal productor de mezcal, no ocurre lo mismo con su venta. De acuerdo con el Sistema de Información Sistematizada de Canales y Mercados (ISCAM) —citado por el CRM—, la Zona Metropolitana del Valle de México representa el 46.9% de las ventas de mezcal, con lo que se ubica en el primer lugar del mercado nacional. En segundo, y con apenas 13.7% del mercado, se encuentra la región Bajío.

La industria mezcalera ha sabido adaptarse a los gustos de los consumidores. Muestra de ello es el aumento del porcentaje de mezcal joven. Aunque ya encabezaba las preferencias en el mercado, en 2014 el 82% de mezcal embotellado fue el Joven. El Reposado representó 16% y el Añejo apenas el 2%.

Incluso la preferencia por los sabores del destilado cambió. Ahora los consumidores prefieren los sabores naturales del mezcal, para disfrutar sus cualidades organolépticas y el abocado—adicionado con productos o saborizantes naturales para suavizar su sabor— disminuyó su presencia en el mercado de un dominante 70% a apenas 20% en tan solo tres años. Sí, el mezcal con gusano ya no es el favorito de los mexicanos.

Si deseas leer el documento completo, puedes consultarlo abajo:

Informe 2015 del Consejo Regulador del Mezcal