drag_handle
Baja California cuenta con una gran variedad de ostras. // Foto: Especial.

Kit básico para comer ostiones frescos

Por Animal Gourmet

Las ostras nos tienen embelesados. Estamos en constante búsqueda de nuevos sabores y consistencias; de ostras del noreste de Estados Unidos, francesas desde luego y las exquisitas mexicanas ya sean suavecitas de Baja California, de otros sabores de Veracruz o de las gigantes de la costa del Pacífico.

Para comerlas y disfrutarlas también hemos aprendido a conocerlas, limpiarlas y abrirlas, que no es tarea fácil ni segura si uno no está preparado.

Acá les compartimos algunas herramientas fundamentales para introducirse no sólo a la tarea de abrir ostiones y bivalvos, sino al fantástico mundo de los moluscos.

El cuchillo, la clave para abrirlas

Los cuchillos para abrir ostiones tienen una forma especial. // Foto: Especial.

Los cuchillos para abrir ostiones tienen una forma especial. // Foto: Especial.

Estos son quizá los cuchillos más sencillos y unos de los más populares. El mango es de plástico y el diseño de la punta es especial para poder introducirse justo en aquel punto de la ostra a partir del cual puede abrirse. La forma de los cuchillos puede variar un poco. En este caso los de la marca Victorinox y de Dexter-Russell son algunos de nuestros favoritos.

Una de las tiendas más queridas por los entusiastas de la cocina en Estados Unidos, Sur la Table, ofrece este otro set de cuchillo pero sustituye el guante por una práctica herramienta de madera, que de alguna forma “atrapa” la concha para que pueda abrirse fácilmente.

Una de las formas más prácticas y seguras de abrir ostiones es, sin duda, la de ayudarse con un guante de látex para protegerse del cuchillo que se utiliza. Este otro kit de cuchillo y guante resulta ideal para principiantes además de ser sumamente seguro. Ojo: deben asegurarse de comprar el que corresponda porque hay guantes para diestros y zurdos.

Sin duda nuestro cuchillo favorito es este, también de la marca Dexter-Russell. En primer lugar, porque el primero que tuvimos fue un regalo de un chef al que admiramos y que generoso nos regaló esta pieza y segundo, porque el mango de madera y la punta menos filosa nos parece más práctica. Cada quien tiene sus preferencias.

Si aún no tienes idea de como abrir estas delicias marinas, te dejamos un video:

How to Eat an Oyster from Claire Thomas on Vimeo.

[contextly_sidebar id=”d55957eac016c0f1f1cba323ebc71b7e”]Después de abrir la concha, y listos para disfrutarse, también hay artículos especiales. Para los más sofisticados o para los amantes de la cubertería, vale la pena hacer un “ahorradito” para comprar en algún punto de la vida buenos tenedores para ostiones. Suelen ser más pequeños que los normales y especiales para que puedan introducirse en la concha y recoger el ostión.

Abre el ostión literario…

Para los adolescentes que quizá apenas comen ostiones pero sin duda ya leen sobre ellos (y para adultos también), les recomendamos Diario de un ostión, una novela suave de Flor Aguilera García, editada por Alfaguara Juvenil, muy recomendable. Isabel comienza a escribir un diario en el cual relata su vida en la escuela, sus amores y se cataloga a sí misma como un ostión por ser “la chica diferente de la clase”.

Y para los más clavados en este fantástico mundo de los moluscos, México será sede de Mollusca, uno de los congresos más relevantes a nivel mundial sobre el tema, Mollusca 2014, el cual fue convocado por la Sociedad de Malacología de México junto con la Asociación Latinoamericana de Malacología y la American Malacological Society y la Western Society of Malacologists. Síguelos en Twitter y Facebook para que estés pendiente de este gran encuentro.