Sake sushibar, la barra de 17 metros en el poniente de la CDMX
Animal Gourmet
LugaresMenú del día

Sake sushibar, la barra de 17 metros en el poniente de la CDMX

Por Érika Choperena (@eri_hope)

Sake sushibarSake sushibar es el primer establecimiento de comida japonesa especializada en hand rolls. // Foto: Érika Choperena.

Los fans de la comida japonesa ahora tienen una nueva opción para comer en el poniente de la CDMX: Sake sushibar.

En Lomas Virreyes hay diferentes ofertas gastronómicas y una de ellas es esta barra que tiene un gran detalle de distinción: la calidad de sus ingredientes.

Sake debe su nombre a la bebida tradicional japonesa resultante del fermento del arroz en todas sus variedades que se ha vuelto de nuestros tragos favoritos.

También te puede interesar:

-Cinco bebidas tradicionales japonesas que no son té.

-Comida kaiseki, la expresión elegante y sofisticada de la alta comida japonesa.

Sake sushibar
La barra alberga a 28 comensales y mide 17 metros. // Foto: Érika Choperena.

Sake sushibar y sus 17 metros de barra

Con la creciente oferta de comida japonesa definitivamente tenemos que encontrar una que se ajuste a nuestro presupuesto y gusto; esto es el mejor pretexto para conocer restaurantes nuevos.

En Sake se propusieron consentir a los comensales y por eso hicieron una barra que solo alberga a 28 lugares muy cómodos, mide 17 metros de longitud.

La barra es baja y puedes ver a los chefs preparar frente a ti casi cualquier alimento que pidas, todo se hace al momento.

Sake sushibar
Todos los chefs preparan tus alimentos frente a ti para mayor transparencia. // Foto: Érika Choperena.

Otro de los diferenciadores de Sake sushibar es que están especializados en los hand rolls, el sushi que va envuelto en alga y se come con la mano. También utilizan alrededor de 18 variedades de pescado distintas, la mayoría provienen de grupos que cuidan la sustentabilidad en Ensenada.

Earth Ocean Farms, por ejemplo, les distribuye la totoaba; en este proyecto por cada 100 pescados que crían 20 son regresados al mar para repoblar. 

Cuentan con un menú del día parecido a un omakase (selección del chef) aunque también tiene esta segunda opción. Si vas de 1 a 3 pm puedes encontrar este menú.

Para antojarte

Abre el apetito con alguna de las bebidas japonesas; tienen calpis que cambia de sabor diariamente y se prepara con ingredientes naturales. Otra buena opción es pedir tu dotación de un buen sake.

Ya que estás listo para pedir te recomendamos iniciar con un sashimi de salmón; gruesas o finas lajas de carnita rosa brillante llegan acompañada de hojas de shiso y fideos de arroz augurando un fresco y espectacular comienzo.

Sashimi de salmón. // foto: Érika Choperena.

Si vas por cosas nuevas no puedes dejar de pedir la jaiba suave que frita es comestible en su totalidad (sí, con todo y el caparazón). Lo sirven con sales de sabores y espárragos como guarnición. Es crujiente, jugosa y guarda los mejores sabores del mar.

Sake es un sushibar, por lo que los rollos no pueden faltar en ninguna de sus presentaciones. Si eres de nigiris te recomendamos sin duda el de kampachi con ralladura de limón: la textura cremosa del pescado combina increíble con los toques dulces y ácidos.

También te recomendamos el de salmón con ensalada de algas y takuan. Este último es un tipo de rábano amarillo que se utiliza en la comida japonesa o coreana y se conserva encurtida

Softshell crab. // Foto: Érika Choperena.

Finaliza con broche de oro y pide un ginger crumble, no te vas a arrepentir y te dejará sin palabras. Se trata de mousse de jengibre sobre una galleta y chocolate blanco coronado con gelatina de anís y brotes de hojas de shiso.

Sin duda Sake Sushibar se puede convertir fácilmente en uno de tus lugares consentidos de comida japonesa.

El postre: Ginger crumble. // Foto: Érika Choperena.

Dirección: dentro de la Plaza Volcán 150, planta baja, Lomas de Chapultepec.

Facebook: @sakesuhibarmx

Instagram: @sakesushibarmx