Muul Meyaj, el mercado de ingredientes de la cocina yucateca a precio justo – Animal Gourmet
Animal Gourmet

Los chiles en nogada y la cocina del mes patrio

Ir al especial
HistoriasLugaresMenú del díaPost

Muul Meyaj, el mercado de ingredientes de la cocina yucateca a precio justo

Por Carolina Ruiz, colaboradora de Ethos. Editado por José Luis Chicoma, Silvia Márquez y Paloma García Castillejos

ingredientes de la cocina yucatca

Nos encanta la cocina yucateca. ¿Quién le dice que no a una buena cochinita pibil, a la chaya o a unos taquitos de lechón? Para preparar todas estas delicias se necesitan ingredientes muy especiales cuya comercialización no siempre es justa para sus productores.

Muul Meyaj es un colectivo que unió a 80 artesanos y agricultores yucatecos para crear un espacio donde puedan tener mayores ganancias y evitar los intermediarios y el regateo.

La cocina del sureste se basa en ingredientes cuyo cultivo y transformación dan el toque indicado. Son las manos de los agricultores y pequeños productores un factor muy importante en su preservación.

Te puede interesar:

¡Bienvenido de vuelta! Este restaurante emplea cocineros migrantes que regresan a casa

Bichi, vinos naturales mexicanos que hablan de su tierra de origen

Trabajo en equipo a favor de todos: Muul Meyaj

Muul Meyaj es una tienda que comercializa productos de diversas comunidades de Mérida, Yucatán. Principalmente encuentras mercancía de micro y pequeños productores.

Aquí puedes encontrar desde la tradicional naranja agria para la cochinita pasando por achiote, miel de abeja, longaniza de Valladolid hasta productos artesanales como ropa y accesorios.

Antes, sin este punto de venta, los productores tenían que recorrer grandes distancias para ofrecer sus mercancías a precios que no eran justos, debido al “regateo” de los clientes y a los intermediarios.

El nombre Muul Meyaj proviene de una frase que en maya que significa “trabajemos en conjunto”. Este es el concepto con el que Santos Amir Tun Molina decidió identificar su iniciativa. 

Este escaparate promueve la revaloración de la producción orgánica tradicional de pequeños productores en Yucatán. 

Al ser hijo de un pequeño productor y de una artesana de Yucatán, Amir conoció de cerca las carencias de su comunidad. De la misma manera vivió los efectos de la migración y el abandono de las tradiciones.

Por eso, se propuso impulsar la venta de productos locales y la historia de los productores, con el fin de apoyarlos y aumentar el empleo en la región.

“Partimos de que hay que impulsar a nuestra gente, y hay que innovar a partir de sus conocimientos y sabiduría. (…) Cuando comenzamos, mucha gente se reía y no creía que fuéramos a crecer”.

Amir Tun Molina

Innovar a partir de la sabiduría ancestral

ingredientes de la cocina yucatca

Conjugando el conocimiento y con la intención de hacer cosas nuevas, Amir comenzó a producir y comercializar tortillas de sabores hechas a mano. Se ganaron el corazón de la gente con su nixtamal de maíz negro, mole con ajonjolí, chaya, pipián y papadzul.

De esta manera, comenzó a integrar todas las partes del rompecabezas: agricultores, mayoras, cocineros y el proyecto comenzó a crecer.

“Cuando llegaba a una comunidad y me topaba con un vendedor ambulante, lo invitaba a Muul Meyaj. Todos los artesanos, campesinos y productores que trabajan conmigo me los encontré en las calles y hoy tenemos sus productos en la tienda; por eso, se sienten en confianza de trabajar con nosotros”. 

Actualmente, Muul Meyaj también comercializa productos artesanales hechos con huano (que es un tipo de hoja de palma), cacao, vainilla con hierbabuena, huevo orgánico, pepitas, miel, sal de mar y achiote, entre otros.

Una comunidad que crece en favor de la cocina yucateca

En la comunidad de Muul Meyaj ya hay más de 80 artesanos y productores. Ellos son testimonio de que la venta justa defiende a los ingredientes; en los años pasados habían perdido semillas porque no tenían mercado para venderlas y ahora están produciendo más ganando mejor.

“De pronto es muy cansado, pero hay mucha gente que está dependiendo de esta iniciativa y demandando los productos. Otro logro es que los productores y artesanos han entendido poco a poco que esto no es una maquila, sino un trabajo artístico”.

El principal reto al tener un espacio de compra y venta de ingredientes es que los consumidores solemos regatear y comparar productos artesanales con los que se encuentran en cualquier supermercado.

La intención también es concientizar y sensibilizar a la comunidad para no regatear cuando el precio es justo. Se explica, por ejemplo, que detrás de una semilla comprada en Muul Meyaj hay un producto sano que no está tratado con químicos.

Para ayudar a la sensibilización, en la tienda se proyectan videos del trabajo de los productores; esto también sirve para detener el abandono del campo por parte de los jóvenes. 

Entrar a la tienda es entender que cada producto tiene una persona, una familia e incluso una comunidad detrás. En los estantes, junto a cada cosa, hay una fotografía de quién la hizo, de dónde surgió y de qué comunidad es. 

Un esfuerzo para crear oportunidades

No todo es tan fácil ni tan romántico. La mayoría de las personas que venden sus productos en Muul Meyaj viven en comunidades lejanas y la movilidad es todo un problema.

Comprar en esta tienda pone en contacto directo al productor con el consumidor final desde la relación al comprar y vender hasta que la mercancía se entrega.

“Cada día recibimos más artesanos. La idea es expandirnos, seguir creando e innovando para ofrecer mejore productos. Queremos seguir buscando mercado para toda esta gente cuyo trabajo es muy valioso para que puedan tener más ingresos”.

Muul Meyaj

Dirección: Calle 45 493-499, Zona Paseo Montejo, Centro, 

Teléfono: 999 743 9226

Parte de este texto forma parte de la publicación ¿Cómo transformar los sistemas alimentarios? 23 casos de inspiración y propuestas para mejorar lo que comemos. Esta es una publicación de Ethos Laboratorio de Políticas Públicas y Proyecto La Guajolota, disponible en ethos.org.mx